Marta Espasa
Marta Espasa Macias es periodista especialista en comunicación digital y Tercer Sector. Con más de 10 años de experiencia ha trabajado tanto en radio como en televisión, donde ha sido editora de informativos de 8tv.También ha sido coordinadora de Europa Press Televisión Catalunya. Desde 2010 forma parte del equipo de comunicación de la Fundación Vicente Ferrer.

Regalar valores, regalar futuro

La Fundación

La Navidad es sinónimo de fiesta, luces y regalos. La publicidad y la sociedad de consumo nos han hecho creer que la cantidad de regalos que recibe un niño o niña por estas fechas es directamente proporcional a su felicidad. Nada más lejos de la realidad. El neuropsicólogo Álvaro Bilbao, padre de tres hijos y autor del libro ‘El cerebro del niño explicado a los padres’, traducido a 11 idiomas, defiende que los niños no necesitan más juguetes sino menos porque tienen demasiados y eso les impide ver el valor que tienen. De hecho, afirma que la ciencia ha demostrado que tener más cosas, consumir o acumular no contribuye a la felicidad de las personas.

La Navidad es una buena época para enseñar a los más pequeños de la casa que en la carta de Papa Noel o los Reyes Magos, además de juguetes, también tienen cabida otro tipo de peticiones: regalos con valores, regalos con futuro para los niños y niñas de la India. Esto es lo que pensó la familia Moreno Rodríguez cuando buscaba un regalo distinto para sus hijas Mariona y Lia, de seis y cuatro años, respectivamente. “Queríamos que fuera un regalo no material y que las niñas fueran las protagonistas” explica Mónica Rodríguez. 

El 6 de enero, al levantarse Mariona y Lia encontraron debajo del árbol una caja con una carta de Vennela. “Enseguida entendieron que tenían una amiga muy especial que vivía muy lejos, en la India. Porque desde el primer momento se sintieron ligadas a ella” recuerda Mónica. La llegada de Vennela ha servido a la familia Moreno Rodríguez para trabajar la diferencia, la solidaridad y el compromiso con las personas más desfavorecidas.

“Cuando las niñas están cansadas, pensamos cómo estará Vennela en la India y hablamos de la importancia de dar valor a las cosas que tenemos” apunta. Durante este año las niñas le han escrito cartas explicándole todo lo que han hecho en la escuela. A través del apadrinamiento, la Fundación Vicente Ferrer (FVF) propone que los más pequeños de aquí conozcan otras realidades y puedan crear un vínculo emocional y duradero con las niñas y niños de la India. Con #ElHiperregalo, la nueva iniciativa de la Fundación para esta Navidad,  la organización que el año próximo cumple 50 años de trabajo en el sur de la India, quiere reivindicar la importancia de regalar y enseñar valores a los más pequeños como el esfuerzo o la empatía.  

El apadrinamiento es una de las formas de colaboración más eficientes para el desarrollo, ya que al apadrinar se colabora con el avance de toda la comunidad, ayudando a miles de familias a tener acceso a la educación, la sanidad y la vivienda. Asimismo se consigue un cambio estructural y permanente que rompe el ciclo de la pobreza.

Leer el artículo también en 'El Huffington Post'