Ingeniera de sueños

Sirisha estudia tercero de ingeniería civil con el apoyo del Programa de Becas universitarias de la FVF. Quiere demostrar que si las chicas tienen la oportunidad son capaces de estudiar y trabajar en lo que ellas deseen.
Compartir:

Sirisha, de 21 años, tiene un sueño desde hace tiempo: formar parte del Servicio de Ingeniería de la India. A pesar de que la ingeniería civil es una profesión que ejercen mayoritariamente los hombres, ella ha derribado estereotipos y ha conseguido estudiar lo que deseaba.  

“Los chicos y las chicas somos iguales y podemos estudiar lo mismo. Sacamos sobresalientes y hacemos el trabajo de campo igual que ellos. Entonces, ¿por qué se nos trata diferente?”, reivindica. Cursa tercero de ingeniería civil gracias al Programa de Becas universitarias de la Fundación. “Hasta ahora nadie de mi familia había estudiado educación superior. Soy la primera que entra en una ingeniería y es muy motivador”. A través de este programa, el alumnado recibe apoyo económico para acceder a estudios superiores para lograr mejores oportunidades laborales y desarrollo e integración social. En el último año, más de 2.600 chicas han recibido una beca a través del programa, lo que representa un 51% de las personas becadas. 

Sirisha2

“Mi sueño es entrar en el Servicio de Ingeniería indio para que mi trabajo llegue directa e indirectamente a toda la sociedad, tanto a los pueblos como a las ciudades”, explica. Cuando la joven le dijo a su familia que quería estudiar ingeniería civil, no pusieron ningún inconveniente. Una reacción poco habitual hasta ahora, ya que las familias suelen relegar la educación de las niñas como la última prioridad para que estas se dediquen al hogar o se casen.

Sirisha forma parte del cambio que se está produciendo en la sociedad. Tendrá un empleo que le permitirá avanzar hacia la igualdad y participar en ámbitos donde las mujeres no suelen estar tan presentes ni tener voz propia. Aunque todavía queda un largo camino por recorrer, sobre todo en zonas rurales de la India. En el estado de Andhra Pradesh, el 79% del alumnado de estudios técnicos son hombres.

Sirisha3

El hecho de contar con referentes femeninas también es muy importante para el camino hacia la igualdad. Sirisha tenía como referencia a una chica mayor de su pueblo y ahora ella es referente para su hermana pequeña que quiere estudiar en la academia de policía. “A partir de ahora quiero que se nos reconozca y que se acepte que las chicas pueden hacer los mismos trabajos que los chicos. Si tenemos la oportunidad, somos capaces de hacer cualquier cosa”.
 

Sirisha es una soñadora sin límites. Este 8M, Día Internacional de las Mujeres, contribuye a lograr una educación sin barreras de género. #SoñadorasSinLímites

Fotos: Núria Navarro